Entretenimiento

El antes y después de estos famosos con injertos capilares

Aunque la calvicie es un tema totalmente normalizado en la sociedad actual, todavía sigue generando ciertas inseguridades en algunas personas que lo padecen. Mucha gente lo lleva con total naturalidad, aunque otros acuden a diferentes tratamientos para hacer frente a este asunto: desde prótesis capilares, pasando por las típicas pelucas o los injertos de pelo, que están muy de moda ahora mismo. Las celebrities tampoco se libran de estos complejos. Por eso, hemos recopilado a algunos de los famosos que han pasado por el quirófano para hacerse injertos capilares. ¡El resultado te va a sorprender!

Muchos famosos recurren a los injertos capilares para mejorar su imagen, quitarse un complejo de calvicie o, simplemente para sentirse mejor. Existen numerosas opciones para hacer frente a esta cuestión y, casi siempre, los resultados son espectaculares.

Mientras que hay ciertas estrellas que se muestran reticentes a reconocer haber pasado por el quirófano para ponerse pelo, otros lo gritan a los cuatro vientos y no tienen reparos en confirmar su nueva cabellera a golpe de bisturí.

A continuación, recopilamos los casos más famosos, aunque sí que es cierto que algunos son puestos en duda, debido a su increíble resultado. ¿Qué te parecen a ti?

Simeone

El entrenador del Atlético de Madrid es uno de los famosos con injertos capilares cuyo resultado es espectacular. Si no hubiera imágenes de su cabellera antigua, es probable que nadie sospechara nada.

Aunque él nunca lo ha llegado a reconocer, es evidente que se sometió a implantes de pelo, ya que antes lucía mucho menos pelo en la parte de arriba y en algunas zonas clareaba y se veía bastante debilitado. Su aspecto actual nada tiene que ver. Posee un pelo frondoso y abundante.

Foto de AFP Photo.

Si comparamos las dos fotografías, se nota claramente el antes y el después. Aunque, eso sí, el resultado es muy natural. Algunos expertos han comentado que, posiblemente, se haya realizado la técnica FUE, consistente en que un aparato quirúrgico de unos 0,8 milímetros de diámetro extrae las unidades foliculares necesarias de manera individual.

Después, se preparan para llevarlos a las zonas sin pelo del cuero cabelludo para que crezca desde la raíz de forma natural. Este procedimiento se diferencia de otras técnicas ya que, al no utilizar bisturí ni poner puntos, la cicatrización suele ser mucho más sencilla.

Anterior